Full

Guia para Avistamiento de Ballenas

Bahía de Banderas ofrece un santuario para una gran variedad de atracciones naturales y vida marina, en donde sin lugar a dudas, la Ballena Jorobada es la más significativa. Cada año de diciembre a abril, Bahía de Banderas tiene el privilegio de contar con el esplendor y la gracia de las ballenas en sus aguas claras y tranquilas. 

Los tours de Avistamiento De Ballenas de Vallarta Adventures te ofrecen la oportunidad de observar estas impresionantes criaturas en su hábitat natural. Nuestros guías profesionales, especialistas en el comportamiento y protección de estos mamíferos marinos, ofrecen un acercamiento para que tengas una mejor comprensión del mundo de las ballenas.


¿Qué son las ballenas?

Los cetáceos (ballenas, delfines y marsopas) incluyen a los más grandes animales que han existido en la Tierra. No se trata de peces sino de mamíferos de sangre caliente que respiran aire y amamantan a sus crías. De las 78 especies de cetáceos que existen, encontramos ejemplares que van de los 30 metros como la Ballena Azul (Balaenoptera musculus), hasta la relativamente pequeña Vaquita (Phocoena sinus) de1.5 metros. 

Existen dos tipos de ballenas: Odontocetos (Dientes) y Misticetos (Barbas) Las ballenas dentadas que incluyen a los cachalotes, orcas, zifios y todos los delfines y marsopas, se alimentan principalmente de peces y calamares, las orcas además se alimentan de pequeños mamíferos marinos y otras ballenas. Dado que las ballenas con barbas no tienen dientes, cuentan con cientos de placas peludas (barbas hechas de queratina), que cuelgan de la mandíbula superior. Estas ballenas se alimentan filtrando el alimento del agua del mar. En los Misticetos encontramos entre otras, a la ballena azul, la ballena gris y la ballena jorobada.


Las Ballenas Jorobadas de Bahía de Banderas

La ballena jorobada es la quinta especie más grande de todas las ballenas. Se encuentran distintas poblaciones en todos los océanos del mundo.

Las crías al nacer pesan un promedio de 1.5 toneladas, y miden de 4 a 5 metros de longitud. Los machos alcanzan una longitud de 15 metros, mientras que las hembras suelen ser un poco más grandes al alcanzar los 17 metros. Una jorobada adulta alcanza un peso de 3 toneladas por metro o 45,000 kilogramos en total. Las ballenas jorobadas tienen una expectativa de vida de 40 años en promedio.

La ilustración muestra las principales partes externas en una ballena jorobada. Color negro-grisáceo, cuentan con marcas blancas que son distintivas en cada individuo. Una ballena nada moviendo su cola de arriba hacia abajo; los peces lo hacen de lado a lado. Las aletas pectorales, localizadas en los costados, le sirven para girar y cambiar de rumbo. Estas aletas son de hecho "brazos modificados," con una estructura ósea similar al brazo y mano humanos. Las jorobadas respiran a través de dos aventadores (orificios nasales) localizados en la parte superior de la cabeza.

La cabeza de las jorobadas presenta protuberancias a lo largo de la mandíbula inferior y superior. Cada protuberancia cuenta con un pelo aislado, los cuales se cree aumentan la capacidad sensorial. Desde la mandíbula inferior hasta la zona ventral, se encuentran unos canales llamados bandas gulares, éstos permiten la expansión de la boca a la hora de alimentarse.

El nombre científico de la ballena jorobada es Megaptera novaeangliae (Alas grandes de Nueva Inglaterra) nombre que se deriva de sus largas aletas pectorales que llegan a medir 5 metros de longitud. El calificativo de "jorobada" fue utilizado en un principio por los primeros balleneros, probablemente por la forma en que arquean su dorso a la hora de sumergirse.


Reproducción y ciclo de vida

Las crías de ballena jorobada fueron tanto concebidas como paridas cerca o, en Bahía de Banderas; el periodo de gestación es de 11 meses. Aunque es común ver crías durante el invierno, todavía no hay evidencia documentada de que nazcan dentro de la bahía.

Después de que la cría ha nacido, la madre se quedará cerca de la costa, descansando y amamantando a su cría. Las crías sobreviven gracias a la leche materna rica en grasas, que les es dada hasta los ocho meses. Las crías crecen a un paso sorprendente, duplicando su tamaño al año de haber nacido.

Frecuentemente madres y crías son acompañadas por una tercera ballena que se conoce con el nombre de escolta. La escolta supone ser un macho sexualmente activo que se queda con la madre y la cría por menos de un día, en donde la mayoría de las asociaciones es de un par de horas. Machos y hembras no forman asociaciones a largo plazo.

Aunque nunca ha sido documentado, el apareamiento puede estar asociado con los grandes grupos activos en superficie de ballenas, los cuales incluyen a una hembra receptiva que es procurada por numerosos machos. Aunque que los machos no pelean a muerte, en ocasiones participan en una serie de comportamientos violentos entre ellos. 


Alimentación

Las ballenas jorobadas del Pacífico Norte se alimentan de bancos de pequeños peces como el arenque, esto lo hacen durante los meses del verano cuando dichos bancos son más productivos. Las jorobadas del Pacífico Sur se alimentan básicamente de krill cerca de la Antártida. Las jorobadas pueden consumir cerca de una tonelada de alimento por día. Durante el ciclo veraniego de alimentación, las ballenas acumulan los nutrientes suficientes para sobrevivir el resto del año. Por lo general, no se alimentan en los meses de invierno cuando están las zonas de cría, sin embargo existe evidencia de que pueden alimentarse de forma oportuna al estar en estas zonas. 


Canto

Tanto las hembras como los machos producen una gran variedad de sonidos, éstos incluyen las frecuencias más altas y bajas que el ser humano puede escuchar. Aún no se sabe como las ballenas jorobadas crean estos sonidos, ya que no cuentan con cuerdas vocales. Algunas evidencias suponen que estos sonidos son producidos por diversas válvulas y músculos en una serie de cavidades que se encuentran a través del aparato respiratorio. 

Los machos producen largos y complejos patrones de sonidos que son repetidos por largos periodos. Notas independientes o unidades que se suceden en secuencias compuestas que derivan en una frase. Por lo general sin una duración uniforme, las frases pueden contener sonidos repetitivos. Un grupo consecutivo de frases constituye un tema. Aunque un tema puede variar en el número de frases que contenga, la secuencia es siempre la misma. De forma similar, la secuencia en que los temas se producen es siempre la misma, aunque algunos temas puedan ser omitidos. Una serie predecible de temas forman una canción. Estos cantos pueden estar relacionados con el cortejo sexual o también pueden ayudar a mantener el orden social.

El canto de una ballena jorobada puede durar de pocos minutos a media hora, dependiendo del número de frases que contenga. Un macho puede repetir su canción durante largos periodos con un mínimo de pausas. Conforme la temporada avanza, pequeños cambios se van introduciendo en las canciones. Temas nuevos o temas alterados pueden ser introducidos.

Sin embargo durante el verano no se escuchan estos cantos o se escuchan muy poco, vocalizaciones asociadas con grupos de alimentación han sido registradas. Cuando las ballenas regresan el siguiente invierno, cantan la canción que estuvo vigente la temporada pasada en las zonas de cría. Un análisis de canciones registradas durante la misma temporada en México, Hawai y Japón, indican que las ballenas de una misma población cantan la misma canción.


Identificación

Cuando se trabaja con especies en peligro de extinción, el uso de técnicas que no perturben, es necesaria para comprender los parámetros de vida de los animales. Cuando una ballena jorobada se sumerge, frecuentemente saca su cola del agua mostrando un patrón de pigmentación en el envés que es único. Cada animal puede ser identificado individualmente tomando una fotografía de su "marca natural" en el envés de su cola. Después las identificaciones de las colas pueden ser catalogadas y complementadas con información de su avistamiento (fecha, hora, número de ballenas, localización, presencia o ausencia de cría, etc).

Las ballenas jorobadas también pueden ser identificadas por su aleta dorsal, marcas en los costados y cicatrices. Más de dos mil ballenas jorobadas han sido identificadas en el Pacífico Norte. Aunque solamente un grupo relativamente pequeño a sido re-identificado en diversas ocasiones, estas fotografías ofrecen información importante de sus rutas migratorias, estimados de población, estructura social, comportamiento, longevidad y tasa de reproducción. Más importante aún, son las diversas técnicas que están siendo utilizadas a la fecha (foto-identificación, monitoreos acústicos, análisis genéticos y monitoreo vía satélite) que eliminan la necesidad de matar a las ballenas para estudiarlas. 


Comportamiento de las ballenas

Los siguientes patrones de comportamiento, son observados de mejor forma desde embarcaciones y miradores en la costa, son actividades de gran energía que pueden servir para diversas funciones sociales. Éstos deben de ser interpretados en el contexto de la locación y temporada de cuando suceden para poder entender su significado y objetivo.

Soplo
El patrón normal de exhalación e inhalación en la superficie. Este término se refiere tanto al acto de respirar y a la nube de vapor que se produce a través de los aventadores arriba de la cabeza en el proceso de exhalación.

Arco y Péndulo
La ballena comienza su inmersión arqueando su cuerpo paulatinamente en la superficie (arco) Cuando la zona caudal aparece en la superficie, la ballena posiblemente se arquee aún más por encima del agua, posiblemente para hacer una inmersión más profunda.

Proyección de la aleta caudal
Seguido del arco, por lo general las ballenas jorobadas sacan la cola (aleta caudal) fuera del agua. Cuando proyecta su aleta caudal, los lóbulos de la cola se muestran en un ángulo de 90º con relación a la superficie, exponiendo el envés de la cola que presenta un patrón de marcas únicas en cada individuo. Cuando no proyecta la aleta caudal, los lóbulos de la cola salen del agua pero permanecen en forma horizontal con relación a la superficie.

Aleteo Pectoral
Frecuentemente las ballenas jorobadas giran de lado hacia la superficie, sacando y haciendo chocar sus aletas pectorales contra la superficie del agua. También pueden girar hasta ponerse de espaldas, levantando ambas aletas en el aire para después hacerlas chocar contra la superficie del agua.

Levantamiento de cabeza
La ballena se proyecta relativamente erguida fuera del agua en forma lenta, manteniendo la cabeza por encima de la superficie a la altura del ojo, en ocasiones girando de 90 a 180 grados sobre su eje, para después regresar debajo de la superficie.

Coletazos
Este fuerte aleteo de la cola contra la superficie del agua lo puede hacer encontrándose la ballena de lado, o bien, con el cuerpo horizontal y la zona ventral proyectada hacia el fondo del agua.

Aleteo pendular
Comportamiento agresivo en el cual la parte trasera del cuerpo, incluyendo la cola, es sacada fuera del agua para después golpear la superficie en un movimiento de lado a lado, este recurso lo puede utilizar para golpear por encima a otra ballena.

Cabezazos
Sacando primero la cabeza, la ballena azota contra la superficie su enorme boca, algunas veces parcialmente llena de agua. La cabeza puede elevarse 6 metros fuera del agua en el punto máximo de esta demostración.

Saltos
La ballena se impulsa fuera del agua, generalmente exponiendo por arriba de la superficie dos terceras partes de su cuerpo y en algunos casos, el cuerpo completo. También en ocasiones llegan a girar 180º sobre el eje de su cuerpo.